Obesidad, cáncer, envejecimiento, ecología: estos son los retos de la humanidad

“Obesidad, cáncer, envejecimiento, ecología: estos son los retos de la humanidad”

Vivimos como si fuésemos eternos, como si dispusiéramos del tiempo tal y como queremos, con la convicción que la muerte siempre le ocurre a los demás y que podemos hacer lo que nos da la ganaO bien (sobre)vivimos atrapados en un mix letal de miedos a cualquier clase de enfermedad, y tomamos todo tipo de medicamentos ‘por si acaso’. Ni una ni otra dimensión es real, evidentemente, y cada una trae sus consecuencias a nivel individual y a nivel global.

La realidad, como dicho, es otra. Una parte de las industrias de la salud, las más concienciadas con respecto al bienestar de la humanidad y del planeta, sabe que estas ideas son un error resultado de la arrogancia humana y, por esto, preparan sus estrategias dentro de una vida finita. El sector de la salud (que constituye el 10% de la riqueza humana), está embarcado en una transformación única. “Los sistemas de salud y los contribuyentes sufren cada vez más presión en los costes. Esta situación se agrava por los cambios demográficos, el aumento de los ingresos en los países emergentes y una inminente epidemia de enfermedades crónicas”, dice la consultora EY en el articulo de Miguel Ángel García Vega en el País.

La obesidad se considera un verdadera pandemia global. No solo constituye un problema de salud para la persona, sino también un problema de sanidad para todos los contribuyentes. Y con ella, muchas más enfermedades.

obesos

El sobrepeso se ha triplicado desde 1980. Ni un solo país ha mejorado sus ratios en este tiempo y la factura económica es ingente. Se calcula que cuesta dos billones de dólares, el 2,8% de la riqueza del mundo. La obesidad y el sobrepeso dejan 3,4 millones de muertes al año, el cáncer 8,2 millones y más de 382 millones de personas sufren diabetes. Enfermedades en buena parte debidas al estilo de vida de Occidente, donde incluso la sobrealimentación se disfraza como una expresión de libertad individual.

Comer bien y saludable es verdaderamente urgente

El negocio de la comida saludable, la agricultura biológica y la campaña de información y sensibilización para difundir nuevos (o viejos…) conceptos de alimentación, de sus efectos en nuestra salud no solo física sino también mental y emocional, va ganando siempre más peso en nuestra sociedad foody, esperamos, en nuestra cultura. La industria todavía no ayuda, hay demasiados intereses y se mueve mucho dinero gracias a la comida chatarra y a la producción de alimentos manipulados, genéticamente modificados, o, lo peor, alimentos alterados con sustancias que se revelan toxicas y cancerígenas para el organismo.

Es más, el envejecimiento y el aumento de la población resultan preocupantes porque se combina con otra tendencia: el incremento de la deuda pública en las economías avanzadas. Siete años después del inicio de la Gran Crisis, el déficit ha alcanzado máximos históricos y sigue aumentado. “Con más pensionistas, menos trabajadores en activo que los mantengan y una expectativa de vida mayor, las economías más avanzadas podrían sentirse presionadas y tener que reducir su deuda recortando en pensiones y sanidad”, analizan en la gestora Pioneer Investments.

old-people-El planeta envejece y, por primera vez en la historia, la población de más de 65 años sobrepasará en 2047 a la de los niños menores de 5 años. “Es la mayor transformación socio-política y económica de nuestra era”, apuntan en la Global Coalition on Aging. Más años casi siempre se traduce en una mayor probabilidad de enfermar y esto llena las cajas de las farmacéuticas, las cuales no tienen ningún interés en revelar (ni mucho menos mejorar o cambiar) las reales consecuencias y los efectos secundarios a corto y largo plazo de los medicamentos. Unos 8,2 millones de personas fallecen anualmente por su culpa de los medicamentos. Otro sicario aliado con el tiempo es la demencia. Cada año se diagnostican 7,7 millones de nuevos casos en el mundo. Una cifra que se triplicará en 2050. Entre todas sus variantes, el alzhéimer es la patología más común y su cura está considerada el santo grial de la industria farmacéutica; pero nadie da importancia, por ejemplo, a la alimentación y suplementación natural para mejorar considerablemente el estado de salud de los pacientes que la padecen. ¡No es rentable!

El cáncer mata la persona y enriquece las farmacéuticas. ¡Morir es el mar menor!

La investigación oncológica resulta una interesante opción para los inversores a largo plazo que soporten bien periodos extensos de iliquidez. Acorde con la consultora especializada en capital riesgo Pitchbook, en los últimos 12 años, 751 fondos tenían al menos una inversión en el sector oncológico. Viajando al detalle, la firma de investigación financiera Prequin contabiliza 14 fondos (nueve en Estados Unidos, cuatro en Europa y uno en Asia) muy activos en esta enfermedad. Todos invierten en la fase de capital riesgo; ¿y todos pues miran hacia un futuro más sano?

telephoneLa era digital, con su efecto constantemente rompedor, llega a revolucionar también el ámbito sanitario. Y esta si que es una buena noticia.

El universo digital y las aplicaciones móviles revolucionarán los tratamientos médicos. El diagnóstico llegará en tiempo real y la medicina será personalizada o no será. Esto abre la puerta al tratamiento individualizado de enfermedades graves y a un mercado que se espera que crezca a ritmo de dos dígitos hasta 2018.

En fin, todos o casi sabemos que tenemos que hacer para vivir mejor. Quizás el primer paso sería empezar a respetarnos a nosotros mismos, cuidando de nuestra salud y bienestar, haciendo un esfuerzo para cambiar nuestros hábitos; y de allí empezar a respetar a los demás y a nuestro planeta. El cambio de uno se va convirtiendo en el cambio de muchos que, a su vez, produce un cambio cultural y social, imprescindible para que todos tengamos la fuerza, la determinación para no solo cambiar nuestra forma de vivir.

Fuente: Elpais.com

Imágenes: Pixabay.com

Autora: Vittoria Veri Doldo ~ Health Coach

Health Energy Coaching

About Health Energy Coaching

Mi nombre es Vittoria Verí Doldo, una entrenadora persistente, intuitiva, optimista. La vida me tiene enamorada y compartir me aporta felicidad. Soy Health Coach, experta en el desarrollo del capital humano (personal y empresarial); el enfoque de mi trabajo es holístico ya que considero la persona como un todo. ¿Qué más decir? ¡Mi trabajo es mi pasión!

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *